La circunferencia

A partir de hoy vamos a estudiar la circunferencia e igual pensáis que dejamos el tema de los polígonos y empezamos uno nuevo. Pero no es así ya que, aunque no lo creáis, la circunferencia también es un polígono… ¡de INFINITOS lados!

Pero antes de empezar a estudiar los elementos de una circunferencia y las posiciones que tienen las rectas con respecto a las circunferencias, nos gustaría que buscarais en internet información sobre un número muy especial para los matemáticos y que tiene mucha relación con la circunferencia: el número Pí.

1 – ¿Existe alguna fecha del calendario  en la que se celebre el número pí?

2 – La letra que representa al número pí, ¿a qué alfabeto pertenece? ¿Por qué se ha elegido esta letra? ¿En Matemáticas que expresa el símbolo Pí? ¿Qué valor tiene? Busca la información requerida en esta página: http://etimologias.dechile.net/?pi

3 – ¿Existe alguna relación entre el número pí y los elefantes?

Anota las respuestas en tu cuaderno y después pincha en la imagen inferior y accederás a un ppt sobre la circunferencia. Es la teoría que debes aprender.

Taller de geometría

Vais a cumplimentar esta tabla, indicando cuáles de las relaciones son posibles o no. Pero cada respuesta
tenéis que argumentarla y demostrarla usando dibujos (en geoplano o papel), números o palabras. Por supuesto que podéis consultar los mapas mentales elaborados.

Captura de pantalla 2014-03-22 a la(s) 15.04.36
Captura de pantalla 2014-03-22 a la(s) 15.15.25

Fuente: Arte y geometría Edelmira Badillo y Mequè Edo

Curiosidades sobre la medida de los ángulos

angulos_Ang4 Los babilonios fueron un pueblo de la Edad Antigua que estudiaban  los cielos  porque creían que los dioses controlaban los asuntos terrestres y creían también que los movimientos celestes eran pistas sobre el destino que los dioses tenían preparado para  los hombres sobre la tierra; pensaban que  en los astros estaba escrito su futuro
Tras observar el cielo, creían que el sol giraba alrededor de Ta tierra describiendo un circunferencia cuyo centro era la propia Tierra. Como observaron que el sol tardaba 360 días en volver a ocupar la misma posición en el cielo, dividieron la circunferencia en 360 partes iguales. Esta división se mantiene en la actualidad y se llama grado a cada una de las 360 partes.